Ya son varias veces las que hemos subido al Bal de Chistau (o Valle de Chistau o Gistaín) con nuestro hijo. Es un valle que nos encanta, porque es muy tranquilo. Es turístico pero no está masificado, y ha sabido conservar su esencia con establecimientos turísticos que conservan el estilo rústico. ¡Perfecto para estar en familia!


Qué hacer

Una vez que estás en el Valle hay muchos sitios que puedes visitar. Nosotros, con nuestro hijos, estas son las diferentes paradas que hemos realizado (tanto de bebé como más mayorcito). Según la duración de nuestra estancia, la edad del peque y el ritmo que queramos llevar podemos conocer más o menos lugares.

Plan

Imagen de Plan

Pueblo conocido por la caravana de mujeres, pero que es mucho más. Un pueblo tranquilo desde el que parten caminos por los que podemos llegar a San Juan de Plan (apenas 15 minutos y por un camino que permite ir con carrito) y Gistaín (bastante durillo, con pendiente y sólo con mochila).

Este en nuestro “centro de operaciones”. Nos alojamos aquí porque nos pareció lo más cómodo para movernos por el Valle.

Pasear por el pueblo, acercarse a su iglesia, por sus alrededores… es una experiencia.

Calle de Plan

Para comer os recomendamos La Capilleta. Siempre que hemos ido nos ha encantado.

San Juan de Plan

Vista de San Juan de Plan

Al lado de Plan, tan cerca que se puede ir andando en un tranquilo paseo de unos 15-20 minutos.

Aviso, pasear por el pueblo con carro es duro, hay mucha cuesta.
Aquí, para comer sin duda recomendamos Casa Anita. Comida casera, y si tenéis la suerte de poder comer en la terraza disfrutaréis de estas vistas:
Vistas desde terraza Casa Anita

Gistaín

Vista de Gistain - Chistau

Además de pasear por el pueblo, se puede subir al Mirador Cruz de Puyadase donde podemos apreciar unas bonitas vistas.

Basa la Mora (Ibón de Plan)

Ibon de Plan

Uno de los parajes más bonitos del Pirineo y del Valle. Se puede acceder al mismo a través de una ruta senderista, 3 horas caminando por sentido saliendo desde Plan, o por pista desde Saravillo, 14 km en coche y luego 1 hora caminando. Esta última opción es la perfecta para ir con niños.

Personalmente todavía no hemos podido ir porque la primera vez nuestro peque era muy pequeño y se iba a marear en el recorrido por pista, otra vez porque cayó una nevaga y estaba cortado el paso… ¡Lo tenemos pendiente!

Dónde nos alojamos: Hotel Mediodía

Vista hotel Mediodia

Nosotros siempre que hemos ido al valle nos hemos alojado en Plan, concretamente en el Hotel Mediodía. Nos parece un hotel perfecto para ir con niños. ¿Por qué?

  • Tiene ascensor para acceder a las habirtaciones. En los hoteles rurales no es habitual. De hecho la primera vez que estuvimos no había
  • Habitaciones suficientemente grandes para meter cuna, carro y que el niño tenga algo de espacio.
  • Dispone de una zona para niños con mesitas y juegos. Nuestro peque la disfrutó un montón
  • Servicio de cuna
  • Microondas a nuestra disposición que podemos utilizar para calentar su comida
  • Terraza con sofás (y unas vistas insuperables) para descansar y hacer vida familiar

Terraza Hotel Mediodia Plan

Desde luego estuvimos muy a gusto y las encargadas eran muy amables. Sin duda, para nuestra visita pendiente al ibón seguro que repetimos 😉

¿Conocéis este valle? ¿Crees que me he dejado algo o algún sitio que hay que visitar sí o sí? ¡Contadnos!